La campaña Escuela Sin WiFi de la Fundación Vivo Sano se reúne en Jerez de la Frontera (Cádiz) con el sindicato CGT Cádiz para abordar la problemática de la radiación electromagnética procedente del WiFi en los centros educativos.

Fruto de esta primera reunión surge la entrevista que me hicieron en Radio Sol Los Barrios y que podéis escuchar en el siguiente enlace a partir del minuto 37:13 y hasta el minuto 1:04:54

Enarmonia Salud Geoambiental colabora con la Fundación Vivo Sano coordinando la campaña Escuela Sin WiFi.

Escuele Sin WiFi busca garantizar que el alumnado de los centros educativos tenga acceso a internet de forma segura y saludable. Promocionando el uso inteligente de las nuevas tecnologías.

Desde Escuela Sin WiFi queremos lograr un mejor futuro para nuestros hijos e hijas, a través de una escuela más segura disminuyendo sus tiempos de exposición a fuentes de contaminación por campos electromagnéticos y aumentando su distancia de seguridad respecto a dichas fuentes de exposición.

En Escuela Sin Wifi abogamos por un uso racional de la tecnología.

Los avances tecnológicos tienen un incuestionable impacto positivo en nuestras vidas, a muchos niveles. La comunicación, educación, ocio… no sería igual sin su aporte. Sin embargo, del mismo modo que presentan puntos a favor, su uso inadecuado puede suponer un riesgo para nuestra salud.
A través de charlas y formación, proporcionamos herramientas y consejos para que padres y madres, profesorado y alumnado conozcan desde un punto de vista práctico cómo utilizar las nuevas tecnologías minimizando los riesgos, y como compartir ese conocimiento.

Instamos a la aplicación del Principio de Precaución.

El Principio de Precaución permite una respuesta rápida ante un posible peligro para la salud humana, sin esperar a disponer de todos los datos y contar con una certeza plena, cuando las consecuencias de esperar mayores niveles de certidumbre pueda resultar en daños serios o irreversibles.
Un gran número de escuelas en España han instalado redes informáticas inalámbricas (wifi, WLAN). Sin embargo, todavía muchos padres y madres, profesorado y autoridades no son conscientes de la creciente evidencia científica que afirma que dichas tecnologías móviles e inalámbricas suponen un riesgo para la salud, debido a la emisión de radiaciones potencialmente nocivas. Sin embargo, las conclusiones de dichos estudios científicos y las advertencias de organismos públicos no siempre llegan a la opinión pública.
Estas radiaciones se asocian a un aumento del riesgo de desarrollar determinadas enfermedades, como cánceres y tumores, y los niños y niñas son especialmente vulnerables.
La solución es muy sencilla: instalar sistemas que permitan acceder a internet de un modo seguro, es decir, evitando someter a nuestros niños y niñas a radiaciones electromagnéticas potencialmente nocivas. Es el caso del acceso  a través de cableado estructurado. Basta con que aquellos centros educativos que tengan acceso a internet a través de wifi lo cambien por cable.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies